• PBI debe crecer a altas tasas para masificar bienestar económico

    En el 2020, debido a la pandemia, el bienestar económico en el Perú disminuyó en 10,9%, reportó IEDEP.

    24 de Mayo del 2021
    Reproducir:

    image_pdfimage_print

    El crecimiento del PBI per cápita expresado como el ratio entre el PBI de un país y el tamaño de su población, es condición necesaria para el desarrollo económico de un país.

     

    Tal es así, que el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo lo incluye como uno de los tres componentes con los que elabora su Índice de Desarrollo Humano (IDH), sumando la esperanza de vida al nacer y la tasa de matrícula primaria, secundaria y terciaria.

     

    Entre el 2010 y 2019 el país de la región con mayor avance en el IDH fue Perú, logrando pasar del puesto 92° al puesto 79°. Esto le ha permitido ser considerado como el país con mayor Desarrollo Económico Alto en la región, superando a Colombia (83°), Brasil (84°), Ecuador (86°), Paraguay (103°), Bolivia (107°) y Venezuela (113°).

     

    Los países que lideran el IDH y clasifican como Desarrollo Económico Muy Alto se encuentran Chile (43°), Argentina (46°) y Uruguay (55°).

     

    Inversión pública dormida supera los US$ 6.000 millones

    ▶ Medidas urgentes para reactivar la economía

    ▶ Los planes de Fuerza Popular y Perú Libre

     

    Por tanto, resulta impostergable retomar un extenso periodo de crecimiento económico que coadyuve a mejorar el PBI per cápita del país más aun considerando que la crisis de la COVID-19 retrocedió dicho indicador a niveles del año 2016, señaló el Instituto de Economía y Desarrollo Empresarial (IEDEP)  de la CCL.

     

    Esta mejora, acompañada de políticas públicas dirigidas a los sectores de educación y salud, base del capital humano de una sociedad, elevará el IDH comparable con países de Desarrollo Económico Muy Alto.

     

     

    PBI per cápita 2020

     

    La caída severa del bienestar en la población mundial es una de las consecuencias de la pandemia provocada por la COVID-19. El bienestar económico, medido por el PBI per cápita en dólares bajo la metodología de la paridad de poder de compra (PPP por su sigla en inglés), disminuyó, en el caso de Perú, en 10,9% y, en promedio, en América del Sur, en 8,8%.

     

    En el 2020, Chile es el país con mayor PBI per cápita en la región, el cual asciende a US$ 23.366 (PPP), seguidos por Uruguay y Argentina con US$ 22.459 y US$ 20.751, respectivamente. Además, estos dos últimos representan el 96% y 89%, respectivamente, del bienestar económico chileno.

     

    En el caso de Perú, el nivel de PBI per cápita fue de US$ 11.781, el 50,8% del PBI per cápita chileno. En tanto, los países más rezagados en la región fueron Ecuador, Bolivia y Venezuela con el 47,1%, 35,7% y 22,2%, respectivamente.

     

     

     

    Escenarios de crecimiento

     

    La aspiración que debemos tener como país es alcanzar un mayor bienestar para toda la población, reduciendo la pobreza monetaria, eliminando la pobreza extrema y creando mayor empleo adecuado; esto solo se logrará con una alta tasa de crecimiento económico.

     

    Tomando como referencia o punto de partida el año 2020, hemos realizado las estimaciones de cuánto debe crecer el PBI peruano anualmente para aspirar a ser el país con mayor bienestar económico de la región, es decir, superar a Chile, asumiendo que este país mantiene su tasa de crecimiento promedio anual registrada entre los años 2010-2019 de 3,4%.

     

    En ese sentido, si Perú mantiene el mismo crecimiento del PBI real promedio de 4,5% del periodo 2010- 2019, en 20 años llegaríamos a US$ 27.310, lo que representaría 60% del nivel de bienestar económico del líder. Sin duda, insuficiente para cubrir adecuadamente las necesidades del país.

     

    Por otro lado, con un crecimiento de 5,2% anual nos acercaríamos a representar el 70% del bienestar económico de nuestro vecino del sur.

     

    En tanto, un crecimiento más ambicioso de 7% promedio anual, incluso menor a la tasa promedio lograda por el Perú en el periodo 2005- 2013 (sin considerar el 2009) de 7,3%, permitiría que el PBI per cápita se ubicara por encima de US$ 44.251 en el 2040, con lo cual, a partir del siguiente año, Perú sería el país con el mayor bienestar económico de América del Sur.

     

    Crecimiento y empleo

     

    Uno de los círculos virtuosos del crecimiento económico es la generación de puestos de trabajo.

     

    En Perú, durante el periodo 2005- 2019 alrededor de 269.000 personas se sumaban cada año a la Población Económicamente Activa (PEA), a la vez que la población ocupada crecía en 272.000 personas, permitiendo reducir la tasa de desempleo de 5,4% en 2005 al 3,9% en 2019. No obstante, en 2020, como consecuencia de la crisis de la COVID-19, la tasa de desempleo se elevó hasta 7,4%.

     

    En ese sentido, con base en los tres escenarios de crecimiento del PBI real considerados previamente, se puede bosquejar cómo evolucionará la tasa de desempleo hacia el año 2041.

     

    Para ello, a partir de data histórica, se asume que la PEA crece 1,3% anualmente y que la elasticidad empleo-producto es de 0,23 (es decir que, por cada punto porcentual de crecimiento del PBI, el aumento de la población ocupada es de 0,23 puntos porcentuales).

     

    Los resultados indican que, si PBI real creciera 4,5%, entonces la tasa de desempleo llegaría al 12% en 2041, un intermedio entre las tasas prepandemia de España (15,3%) y Colombia (10,5%).

     

    En tanto, si el crecimiento fuese de 5,2%, la tasa de desempleo ascendería a 9%, ubicándose en el intervalo entre Italia (9,9%) y Uruguay (8,9%). Por su parte, si el crecimiento fuese de 7%, en consecuencia, el país equipararía los niveles de desempleo de economías como Singapur y Suiza (2,3%).

     

    Crecimiento y pobreza

     

    Según el Banco Mundial (2013), el crecimiento económico en los países de América Latina y el Caribe explicó el 66% de la reducción de la pobreza y el 74% de la expansión de la clase media en la década del 2000, dejando como segundo factor explicativo a la reducción de la desigualdad.

     

    En el Perú, se ha podido comprobar dicha afirmación, pues la pobreza pasó de representar el 42,5% de la población en 2008 al 20,2% en 2019, es decir, más de 5,4 millones de personas dejaron de ser pobres. La crisis sanitaria actual elevó la pobreza hasta el 30,2% durante el 2020.

     

    En esa dirección, a partir de los tres escenarios de crecimiento del PBI real planteados anteriormente, se puede estimar hasta cuánto podría reducirse la pobreza en los próximos veinte años.

     

     

    Para ello, con base en data histórica, se asume un aumento de la población peruana de 1,3% anual y una elasticidad pobreza-producto de -1,1 (en otras palabras, por cada punto porcentual de crecimiento del PBI, la reducción de la pobreza ascendería a 1,1 puntos porcentuales).

     

    Los cálculos obtenidos muestran que si el PBI real creciera 4,5% ergo, la tasa de pobreza se reduciría hasta el 8%, similar a la que tuvo Uruguay en 2018 (8,1%).

     

    Entretanto, si el crecimiento fuese de 5,2%, el resultado sería un nivel de pobreza de 6% muy cercano al de Malasia (5,6%). Por su parte, si el crecimiento fuese de 7%, el país tendría una de las tasas de pobreza (4%) más bajas del mundo.

     

    Para hacer efectivo, el IEDEP propone un programa económico que otorgue prioridad a cinco temas centrales: (i) estabilidad macroeconómica; (ii) institucionalidad; (iii) inversión; (iv) productividad; y, (v) exportaciones.

     

    Los dos primeros considerados como los cimientos del crecimiento y los tres restantes son los motores del crecimiento, con base en los cuales se puede aspirar alcanzar tasas altas de manera sostenida. Este es precisamente el Programa Económico 2021-2026 propuesto por el IEDEP.

     

     

    No hay imágenes cargadas en la galería, por favor desactivar la opción de galeria.

    ESTUDIOS

    EMPRESA

    EXPERIENCIA LABORAL

Entradas Recientes

BCR: Población ocupada en Perú se acerca a niveles prepandemia

La población económicamente activa (PEA) ocupada en el Perú se encuentra entre las que más se recuperaron en la región debido a la reapertura de actividades económicas y al dinamismo que han venido mostrando algunas actividades como la construcción, indicó el Banco Central de Reserva (BCR).   Según la entidad, la PEA ha desacelerado su […]

Reporte tributario gratuito puede ayudarlo a obtener crédito a menores tasas

Las personas y empresas que necesitan acceder a créditos más baratos o concretar un negocio pueden acreditar que son agentes económicos confiables mediante el Reporte Tributario para Terceros, que la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat) brinda a todos los contribuyentes de manera gratuita, en línea y en pocos minutos.   Se […]

Artículos relacionados

Dejar un Comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Suscríbete Contáctanos