• BBVA Research: Economía peruana crecerá 2,7% este año y 2,5% el próximo

    El ruido político, que deteriora el clima para los negocios, y la mala calidad de políticas públicas, que reduce la productividad y competitividad, serán un lastre que disminuye la probabilidad de aprovechar las oportunidades que se presentan, restando bienestar a los ciudadanos, indció el BBVA Research.

    6 de Diciembre del 2022
    (Foto: Minem)
    Reproducir:

    image_pdfimage_print

    El crecimiento de la economía peruana durante el 2002 se ubicará en 2,7%, una revisión al alza desde la previsión anterior de 2,3%, según estima BBVA Research. Luego del tercer trimestre en el que avanzó 1,7% en términos interanuales, la actividad mostrará un mejor desempeño en el cuarto, apoyado en la producción cuprífera de Quellaveco.

     

    De acuerdo al Informe Situación Perú, presentado esta mañana, la expansión del PIB en el 2023 será algo menor, de 2,5%, previsión que tiene un sesgo a la baja.

     

    “El entorno externo será más retador, las tasas de interés serán altas y la inversión pública sufrirá un bache luego del cambio de autoridades a nivel regional y municipal. En lo positivo, Quellaveco alcanzará su plena capacidad operativa (que equivale a siete décimas de punto porcentual del PIB) y el turismo receptivo seguirá normalizándose”, indicó el economista jefe para Perú del BBVA Research, Hugo Perea.

     

    Para BBVA Research, estos factores revertirán en 2024: el crecimiento global rebotará, las tasas de interés cederán y la inversión pública se normalizará, mientras que, por otro lado, se disipará el impulso sobre el crecimiento de la producción cuprífera de Quellaveco y de la vuelta del turismo receptivo hacia un nivel más normal. Con estos factores, el PIB avanzará 2,4%.

     

    En general, a lo largo del horizonte de proyección, se prevén tasas bajas de crecimiento económico, a pesar de que existen factores que podrían acelerar la expansión de la economía en el mediano plazo. Las buenas perspectivas para el precio del cobre (más allá de un bache en 2023) y un mayor desarrollo de obras de infraestructura podrían acelerar el crecimiento en 2 o 3 puntos porcentuales.

     

    Pero el ruido político (que deteriora el clima para los negocios) y la mala calidad de políticas públicas (que reduce la productividad y competitividad) serán un lastre que disminuye la probabilidad de aprovechar las oportunidades que se presentan, restando bienestar a los ciudadanos.

     

    Expectativas para tipo de cambio e inflación

    De acuerdo a BBVA Research, la moneda local mostrará cierta debilidad en 2023 en un entorno de mayor percepción global del riesgo debido a la ralentización del crecimiento mundial, la recesión en EE.UU., entre otros factores. También influirá la disminución del diferencial de tasas de interés entre soles y dólares, y el menor apetito por activos de economías emergentes.

     

    “Proyectamos que, luego de concluir 2022 entre S/ 3,85 y S/ 3,95 por USD, el tipo de cambio finalizará entre S/ 4,00 y S/ 4,10 por USD en 2023”, afirmó Hugo Perea.

     

    Con respecto a la inflación, el Informe Situación Perú estima que concluirá este año en torno a 8,0%, mientras que el 2023 finalizará alrededor de 3,5%, en un escenario en el que la base de comparación interanual es elevada y las cotizaciones internacionales de insumos alimentarios y del petróleo tienden a bajar en proyección.

     

    Según la entidad, la inflación probablemente mostrará resistencia a bajar en el corto plazo, pero desde marzo de 2023 y con mayor claridad en el segundo semestre de ese año, su retroceso será notorio.

     

    Política monetaria

    El Banco Central continuó ajustando la política monetaria en un entorno de inflación persistentemente alta, llevándola a terreno restrictivo. Sin embargo, redujo la magnitud de estos incrementos a 25pb (antes de 50pb). En un entorno de incertidumbre, las próximas decisiones estarán altamente condicionadas a la nueva información que vaya surgiendo (inflación total y subyacente, expectativas inflacionarias).

     

    No se descarta algún ajuste adicional si la inflación que excluye alimentos y energía no cede y las expectativas inflacionarias (de medio plazo) siguen desancladas.

     

    En la segunda mitad de 2023, cuando la inflación esté disminuyendo de manera más clara y la FED haya concluido con su ciclo alcista, se iniciaría una normalización gradual de la tasa de referencia, que se aceleraría en 2024.

    No hay imágenes cargadas en la galería, por favor desactivar la opción de galeria.

    ESTUDIOS

    EMPRESA

    EXPERIENCIA LABORAL

Entradas Recientes

Gremios se pronuncian sobre proyecto de ley que afecta lucha contra crimen organizado

PRONUNCIAMIENTO Decisiones del Congreso de la República ponen en mayor riesgo la seguridad ciudadana y la lucha contra el crimen organizado Los gremios empresariales y sindicatos de trabajadores del país rechazamos el proyecto de ley, aprobado en primera votación por el Congreso de la República, que propone modificaciones en los artículos del Código Penal y […]

Perú tiene 5,5 millones de negocios informales; 42 % cree no necesaria la formalización

El Instituto de Economía y Desarrollo Empresarial (IEDEP) de la Cámara de Comercio de Lima informó que en el país existen aproximadamente 5,5 millones de negocios informales, también denominados unidades productivas (UP) informales. No obstante, el 42 % de ese total considera que no es necesario la formalización. Para el IEDEP de la CCL un […]

Artículos relacionados

Dejar un Comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

MAPFRE  hASTA 08/06/2023
Suscríbete Contáctanos